Navegar Exposiciones (5 total)

Las mujeres como agentes y protagonistas de la Historia y la Memoria digital

blog_3_14.png

Esta exposición ofrece un conjunto de lugares virtuales donde las mujeres han actuado como autoras o como sujetos de estudio. Cada vez se conoce mejor su historia y también la memoria de los años más dramáticos correspondientes a la Guerra Civil y a la dictadura.  La hemos dividido en secciones que responden a la difusión en Internet de la represión (cárceles y campos de concentración), testimonios audiovisuales de las protagonistas, la situación de la mujer en el franquismo, la voz de los especialistas y la contribución de aquellas mujeres activas en la Historia y la Memoria digital que se ocupan de temas generales.

Te invitamos a pasear por ella y a contribuir, si lo deseas, con información al correo hismedi@uc3m.es.

, , ,

Lugares de Memoria

1_Bl.png

Lugar de Memoria fue un concepto acuñado por Pierre Nora para especificar una noción simbólica destinada a revelar la dimensión de recuerdo de los objetos materiales e inmateriales que pueden ser monumentos, espacios, fronteras o fosas de desaparecidos. La historiografía europea y española está aplicando los presupuestos de Lieux de mémoire a investigaciones específicas sobre pasados violentos y traumáticos.

Esta exposicion virtual sobre los lugares de memoria difundidos en el entorno digital está en construcción y se alimenta de nuevos elementos que vamos encontrando en la Red. El equipo de investigación ha considerado conveniente incluir en la misma a los espacios bélicos de campos y ciudades, las fosas donde fueron enterrados los fusilados, los monumentos, los parques memoriales, los espacios concentracionarios y carcelarios. Todos ellos tienen una significación histórica y memorial que creemos necesario reconocer y difundir para un mejor conocimiento de nuestro pasado.

Te invitamos a visitarla y a contribuir con información al correo hismedi@uc3m.es.

, , , , ,

La Carretera de Málaga a Almería, febrero de 1937

desbandá-málaga-almería.jpg

Uno de los episodios más dramáticos de la Guerra Civil tuvo tugar cuando las tropas antirrepublicanas ayudadas por las italianas fascistas se acercaban a la capital malagueña desde finales de enero de 1937 y los primeros días de febrero. Las oleadas de refugiados procedentes de la provincia de Cádiz, Sevilla, Córdoba y de las comarcas malagueñas de Antequera y las occidentales iban huyendo hacia zona republicana hacía semanas y fueron llegando a la capital malagueña en diferentes fechas. El comité de Alojamiento calculó que entre 50.000 y 60.000 personas habrían llegado a la capital, agravando los problemas de abastecimiento y alojamiento. Además, venían contando sus experiencias y los rumores que sobre la represión habían oido, lo que contribuyó a aumentar el miedo entre la población. Málaga fue  oficialmente ocupada el día 8 de febrero de 1937 y desde unos días antes, sobre todo, desde el día 7, miles de personas, la mayoría sin los recursos adecuados, salieron por la única vía libre, la de la zona oriental que recorría la costa hacia Almería. Se trata de una de las experiencias más traumáticas que sufrió la población, tanto malagueña como la refugiada en Málaga, por los bombardeos que sufrieron, ya que quedaron en medio del frente de guerra, la falta de agua, alimentos, la pérdida de las familias, los heridos y los muertos.

Esta exposición ofrece un conjunto de recursos virtuales, en los que se pueden consultar documentales, programas sobre el tema, noticias sobre actividades, websites o blogs sobre dicho episodio.

Te invitamos a consultarla y a contribuir con información al correo hismedi@uc3m.es

, , , ,

El exilio republicano: la representación de un fenómeno singular

blog_2_33.png

La salida de miles de republicanos procedentes de las ciudades ocupadas por el ejército sublevado tuvo lugar desde los primeros meses de la guerra civil. A comienzos de 1939 salieron los últimos republicanos con destino a Francia, México, la URSS y otras naciones que les dieron acogida con ciertos requisitos y con un trato desigual. Se calcula que del aproximadamente medio millón de exiliados, volvieron la mitad en la primavera y verano de ese año confiados en que nada les pasaría. El resto fue recluido en campos en Francia habilitados a tal efecto, mientras que otros se fueron instalando en sus nuevas residencias. Los que se quedaron en Europa y la URSS participaron en la Segunda Guerra Mundial al lado de los ejércitos aliados, siendo víctimas de la violencia de la Alemania nazi y recluidos en sus campos de exterminio. También hubo quienes acabaron en el norte de África como consecuencia de la Guerra Mundial y en la Resistencia francesa contra los nazis. Aquellos que viajaron a los países iberoamericanos, como México, Chile o Argentina, corrieron mejor suerte. Otro grupo se instaló en Moscú y también en los países de Europa Central y Oriental, especialmente a partir de 1950, cuando la política francesa inició una persecución contra los comunistas españoles residentes en este país.

Con la marcha de los republicanos al exilio España perdió miles de personas de diverso perfil cuyo común denominador era la convicción de que los principios democráticos, la separación de poderes, la educación o la igualdad debían ser las bases rectoras de la convivencia social. Intelectuales, trabajadores, mujeres y hombres de una gran valía personal y profesional desarrollaron sus vidas a partir de entonces fuera de España, privando así a las sucesivas generaciones de españoles de su presencia y contribución a la modernización nacional.

La exposición virtual que presentamos contiene un conjunto de elementos digitales que representan este fenómeno.

Te invitamos a visitarla y a contribuir con información al correo hismedi@uc3m.es.

, ,

Las Brigadas Internacionales: la solidaridad mundial contra el fascismo

Sin título.png

Las Brigadas Internacionales constituyen un conjunto de unidades militares integradas por voluntarios extranjeros que durante la guerra civil española lucharon en defensa de la II República. La constante y creciente incorporación espontánea de hombres de todo el mundo en apoyo del gobierno republicano llevó a Josip Stalin y Maurice Thorez a proponer a la Internacional Comunista en septiembre de 1936 la creación de un cuerpo militar en el que se alistarían jóvenes para luchar junto al Ejército Popular. El reclutamiento se realizó, pues, a través de dos vías principales: por un lado, la Kominterm mediante su red de alistamiento, y por otro, de forma individual y espontánea acudiendo a organismos o Comités de Ayuda a España donde obtenían apoyo técnico y logístico. La central se estableció en París, y en España la ciudad de Albacete asumió el papel de sede central de los voluntarios.

El número de hombres y mujeres extranjeros antifascistas que lucharon en España varía según los autores. Las cifras más fiables calculan en algo más de 35.000 en el total del periodo hasta su salida en 1938, repartidos en más de 50 nacionalidades. Conviene destacar su naturaleza multirracial, con la presencia de asiáticos, africanos y árabes. Habría que añadir la contribución de  judíos repartidos entre los distintos batallones. Las bajas fueron bastante elevadas, en torno a un 30-40%. El factor que les mantenía animados fue, sobre todo, la solidaridad de grupo, el sentido del deber hacia los caídos y la defensa de la ideología antifascista.

El movimiento masivo de voluntarios constituyó un ejemplo único de solidaridad sin precedente, y el riesgo físico de los que se enrolaron debe interpretarse como la máxima expresión del compromiso que contrajeron en la lucha contra el fascismo que no sólo amenazaba a España, sino también al resto del mundo.

En la exposición que presentamos se puede observar la historia de este colectivo internacional a través de los centros de estudio y los equipos de investigación que han publicado en Internet los resultados de su investigación. Asimismo está presente la memoria del grupo en las diversas entrevistas, documentales y homenajes realizados a su actuación.

Te invitamos a visitar sus páginas y pinchar en los iconos de cada registro para conocer las distintas aportaciones.

Esperamos que sea de interés y, si lo deseas, contribuyas a mejorarla en el correo hismedi@uc3m.es.

, , ,